La diputada navarra Bel Pozueta (Euskal Herria Bildu) defendió ayer en el Congreso la celebración de un referéndum en la Ribera sobre la continuidad del Polígono de tiro de Bardenas tras haber interpelado hace quince días sobre este asunto a la ministra de Defensa, Margarita Robles. 

Pozueta animó al Gobierno de España a "escuchar las quejas" de los vecinos riberos sobre los vuelos militares sobre los municipios del sur de Navarra y recordó los incumplimientos del PSN-PSOE y UPN sobre el desmantelamiento de esta instalación militar que es el mayor polígono de tiro de Europa a pesar de encontrarse en un Parque Natural que es reserva de la biosfera según la UNESCO.


La diputada aseguró que "Navarra es el campo de entrenamiento de la OTAN", ironizó sobre el intento de vender comercialmente "ecopolígono de tiro de Bardenas" y denunció "el chantaje encubierto" que sufren muchos ayuntamientos riberos que reciben 400.000 euros anuales gracias al canon que paga el Ministerio de Defensa para la utilización de este espacio natural ("o asumes que sobrevuelen tu pueblo para probar armamento bélico, o te quedas sin un duro", señaló). 

El 'pacto del Régimen' sobre Bardenas también funciona en el Congreso

La mayoría del Congreso mostró su rechazo al referéndum y Carlos García Adanero (Navarra Suma) afirmó que "los militares tienen que entrenar en algún sitio", recordó una vez más a ETA y aseguró que a EH Bildu no le gustan los militares porque "garantizan la unidad" de España. 

Aun así el papel estelar de la defensa del 'pacto del Régimen' que funciona en la opaca Junta de Bardenas recayó ayer en el socialista Santos Cerdán, que parece no haberse recuperado del tropezón que protagonizó en Murcia junto a su jefe (el controvertido José Luis Ábalos, que ha destrozado el plácido horizonte 'sanchista' mientras el de Milagro alardeaba de la operación en el Noticias).

Cerdán dijo que Pozueta tenía "un profundo desconocimiento de la zona",  faltó a la verdad al afirmar que EH Bildu quería frenar la llegada del agua del Canal de Navarra a la Ribera, invitó a la diputada "a conocer Milagro" (quizás debiera haber conocido él Alsasua en vez de haberse limitado a decir que 'respetaba la decisión de la Justicia' tras la condena contra los jóvenes) e ironizó porque en los 19 municipios congozantes de Bardenas, que abarcan 88.000 habitantes, EH Bildu solo tiene 1 concejal de 211 posibles. 

Le faltó recordar a este eterno aspirante a la alcaldía de Milagro, silente secretario de Organización del PSN-PSOE durante el 'marzazo', amante de la Sanidad del Opus Dei y defensor de las 'devoluciones en caliente' que EH Bildu tiene 5 diputados en el Congreso a los que el PSOE va a tocar la puerta para sacar adelante mayorías como la que llevaron a Pedro Sánchez a La Moncloa. 

Y le faltó acordarse al diputado ribero que EH Bildu tiene 7 parlamentarios en Navarra a los que María Chivite les debe la investidura y la estabilidad de esta legislatura en la Comunidad Foral a pesar de que el PSN-PSOE impidió que la coalición abertzale continuase gobernando en Pamplona. 

Chulería progre

Es innegable que Santos Cerdán con su apoyo a Pedro Sánchez y a María Chivite contribuyó a que el PSOE girase a la izquierda, a que los socialistas a nivel estatal rebajasen su alergia sobre Unidas Podemos o fuerzas del nacionalismo periférico, o a que los socialistas navarros rompieran su cronificado pacto con UPN a nivel autonómico. 

Ahora bien, la intervención ayer del milagrés ayuda a comprender por qué no habla con frecuencia en público. Es cierto que las tacticas de la izquierda pop para conjugar supuesto ecologismo y defensa del bombardeo de un Parque Natural son incluso comprensibles desde un punto de vista partidista (no en el caso de Unidas Podemos, que se abstuvo y deja a los pies de los caballos a Batzarre).

Eso sí, las chulerías progres no lo son. Y menos en el día que el PSOE volvió a incumplir el programa de Gobierno, activó el bloque monárquico y se unió al PP y Vox para vetar la reversión al pueblo de los bienes inmatriculados por la Iglesia, más de 1.000 de ellos en Navarra. 

Intervención de Bel Pozueta: 

 

Share To:

Post A Comment:

0 comments so far,add yours