Eurovisión y la deriva del PSN










A raíz del último festival eurovisivo y el fracaso del representante español en el mismo, durante las votaciones pertinentes nos vino a la cabeza el “¿Quién maneja mi barca?” de Remedios Amaya y sus cero puntos en dichas votaciones. En la misma tesitura desconcertante se encuentra la ejecutiva del PSN, con su adhesión a la manifestación convocada el 3 de Junio en teoría “para la defensa de los símbolos navarros” que hace preguntarse, y temer, en manos de quién está, quién maneja la barca del partido socialista en Navarra.
Los convocantes de la mencionada manifestación se basan en la derogación de la Ley de Símbolos por el actual Gobierno de Navarra. Esta ley es del año 2003 y tiene básicamente un carácter punitivo: sancionaba a los Ayuntamientos navarros que libre y democráticamente decidían qué banderas poner en su balcón o no poner ninguna. En ningún caso se ha creado ninguna ley que imponga la ikurriña ni nada por el estilo como así han querido y están queriendo hacer ver a la sociedad navarra.
Los convocantes son Maribel Valls de Vecinos por la Paz, Patxi Mendiburu de Libertad Ya y Ricardo Guelbenzu de la Asociación Doble 12, todos destacados miembros de esa caterva de derechistas que hacen la labor “sucia” de UPN a la hora de atacar al actual Gobierno Foral y en la no aceptación, empeño en no querer aceptar, lo que pasó en las urnas la pasada convocatoria electoral. Muy democráticos ellos, pero si ganan. La prueba está en que UPN a la hora y media de anunciarse esta convocatoria en una web ultra ya se estaba sumando a la misma contraviniendo todas las medidas previsoras que los partidos suelen tener a la hora de sumarse a convocatorias de este estilo, no son ni para disimular. UPN en su salsa y relamiéndose al participar en un acto de estas características junto a la ultraderecha oficial, con la crispación como principal motivo, intentando enredar a la ciudadanía navarra en guerras de banderas y símbolos, tapando así su triste oposición política actual y su desastrosa gestión durante años al frente del gobierno de Navarra, y dejando así a esta tierra nuestra en una situación económica muy delicada, sin la CAN y con agujeros económicos enormes a tapar como el Circuito de los Arcos, Peajes en la sombra, Navarra – Arena, Ciudad del Transporte, TAV… Tapar además los logros que poco a poco va consiguiendo la nueva alternativa recién llegada al gobierno de Navarra a nivel socio – económico es su otro objetivo y para ello necesita de actos de este tipo alterando de paso la convivencia.
Y el PSN, ¿se puede saber qué se les ha pasado a los dirigentes de este partido por la cabeza para tener a bien sumarse a una convocatoria a sabiendas de que los motivos en que se basan son falsos puesto que al derogar la Ley de 2003 sigue en vigor la ley de símbolos del 86, que el PSN aprobó y en la que se garantiza que los símbolos de Navarra sean los que todos conocemos? ¿Por qué se suman a esta movilización sabiendo que los convocantes son los mismos que organizaron en 2007 otra contra Zapatero acusándole de “vender” Navarra a ETA? Además será un espectáculo ver a los socialistas junto a Falange, Vox, y el ultra católico CTC, fuerzas de la ultraderecha que se han sumado a la convocatoria y que los organizadores se han preocupado de borrar de la lista de adhesiones para “no dar el cante” según un informe interno de los organizadores. Un espectáculo político, quizá no tan espectacular para toda esa gente de izquierdas que desde hace muchas décadas ha confiado en el PSN y están viendo como esta formación política se alinea a la derecha una y otra vez en su praxis cotidiana; recordemos las sucesivas ocasiones recientemente en Nafarroa donde ha evitado gobiernos de izquierdas alternativos a UPN, ha apoyado a éste para que pudiera gobernar o directamente ha formado parte de un gobierno de coalición junto a la misma UPN.
Pero en esta ocasión PSN manifestándose junto a fuerzas falangistas y de corte ultraderechista ha llegado demasiado lejos. No sabemos cómo se sentirían todos aquellos socialistas represaliados en el golpe de estado que dio lugar a la dictadura franquista, quizá también les parecería un espectáculo, pero un espectáculo bochornoso.
Ahora bien, vista la posición del PSN en diferentes temas, educación, euskera y política en general, (os recomendamos ver alguna de las tertulias políticas de Navarra televisión y veréis como os resulta dificilísimo saber cuál de los tertulianos es más de derechas si el del PSOE, PP o UPN) desde la izquierda nos congratulamos de que el PSN no dé ya más bandazos y por fin se posicione donde ya lleva bastante tiempo estando y es con el régimen establecido en Navarra desde posiciones de derechas. No nos extrañamos de que haya acabado sumándose a la convocatoria del día 3 junto a toda la derecha y ultraderecha de Navarra y de más allá de nuestras mugas. Este PSN parece tener un gen explorador ya que elección tras elección no hace sino buscar su suelo electoral.
Y llevando la cuestión al terreno más cercano, el local, deberíamos además plantearnos, por todo esto, si el PSN allí donde gobierna en coalición con supuestas fuerzas de izquierdas o de cambio, cada vez en casos más puntuales por suerte, merece estar ahí. La ciudadanía optó por el cambio y por gobiernos de izquierdas en diferentes localidades y parece ser, por sus actitudes políticas, que el PSN no está por la labor, lleva demasiado tiempo sin estarlo. Porque relacionar PSN con términos como “cambio”, “progreso” o “izquierda” es un acto de fe. Un acto de fe para nostálgicos que cada día está más en desuso.
Por último dedicado a los socialistas de verdad, el estribillo de la canción del principio “Ay, ¿quién maneja mi barca, quién? que a la deriva me lleva ¿quién? “


Carlos Arellano Goi y Cristóbal Catalán Novo
Miembros de la Asamblea Municipal de Izquierdas – Corella Decide Erabaki

Comentarios