El presupuesto de la Mancomunidad no incluirá el ingreso de la basura de Gipuzkoa









Señala Noticias de Navarra que en un plazo de entre 20 y 30 días, el presidente de la Mancomunidad de Residuos de la Ribera, Tomás Aguado, convocará la asamblea general de la entidad para someter a votación las cuentas de 2017 que, como confirmó ayer, no incluirán en el capítulo de ingresos los beneficios de asumir la basura de Gipuzkoa. Este hecho pone de manifiesto el estancamiento de las negociaciones con el Consorcio guipuzcoano con el que estaba previsto firmar un preacuerdo que diera luz verde al traslado de la basura este mes o el próximo, como muy tarde. Según el presidente de la entidad Tomás Aguado, el parón del convenio no responde a que no se haya sometido a votación dicho documento, tal y como han reclamado todos los partidos a excepción de PSN, sino porque “el gerente de la Mancomunidad se tenía que encargar de buscar un vertedero y todavía no lo ha encontrado. Si no hay vertedero, no se firmará. Eso ya no depende de mí y no está en mi mano”, aseguró. Lo que sí que al parecer estaba en su mano era incluir en los presupuestos de este año la parte de los 5,2 millones anuales que el Consorcio de Residuos de Gipuzkoa iba a desembolsar por enviar a El Culebrete 70.000 toneladas de basura, a razón de 70 euros por tonelada. “A mí me hubiese gustado preparar los presupuestos con esos ingresos e incluso ya tenía pensado cosas en las que invertir ese dinero este año, pero no ha podido ser”, reconoció Tomás.


CONVOCATORIA DE ASAMBLEAEn cuanto a la reciente demanda de varios concejales riberos para que se convoque cuanto antes la asamblea general de la entidad, Tomás Aguado justificó el retraso por la coincidencia de las fechas navideñas y las vacaciones de parte del personal de la entidad. Acto seguido, reconoció que “estábamos viendo si se firmaba o no el preacuerdo para preparar unos presupuestos en un sentido u otro, pero como se está demorando, ya he encargado a Intervención que prepare las cuentas y convocaré en 20 ó 30 días. No voy a esperar más”. Precisamente ayer, Aguado se reunió con la Junta Permanente para la confección de dicho presupuesto, en una convocatoria “ordinaria” de la que saldrán también “los presupuestos ordinarios que tenemos cada año”, dijo.

INCINERADORA Y PLAZOS El polémico preacuerdo de tratamiento de residuos, del que se conocen detalles única y exclusivamente por la información transmitida desde Gipuzkoa, seguirá sin presentarse a los representantes de los mancomunados en la asamblea general.

El misterioso documento, además, queda ahora más en entredicho que nunca tras frenarse en seco en los tribunales la construcción de la incineradora de Gipuzkoa, lo que anularía los plazos negociados entre ambas entidades. La maraña judicial en la que está envuelto el proyecto de una incineradora de Zubieta deja en el aire la licitación de las obras de construcción de la misma e, incluso, pone en duda su salida hacia adelante. Esto dejaría sin efecto lo negociado por la Mancomunidad de la Ribera con Gipuzkoa, ya que el preacuerdo suscrito estaba sometido a la existencia de esta instalación y se había previsto con vigencia hasta 2019.

Comentarios