La aportación de Navarra al Estado en 2016 ha ascendido a 520 millones de euros






El consejero de Hacienda y Política Financiera, Mikel Aranburu, ha informado este viernes en rueda de prensa de que Navarra ha hecho efectivo este mes de diciembre el cuarto y último pago anual de la aportación al Estado, por valor de 60 millones de euros.

Este importe se suma a los tres pagos, de 153 millones cada uno, realizados en los meses de marzo, junio y septiembre, con lo que la aportación de Navarra al Estado en 2016 ha ascendido a 520 millones de euros.

Una cifra que "se aproxima bastante" a la horquilla fijada por el Gobierno de Navarra, situada entre 340 y 490 millones de euros, si bien Aranburu ha reconocido que esta aportación "se sitúa en una posición más favorable al Estado". "Lo más probable es que en las próximas regularizaciones provenientes del acuerdo definitivo haya cantidades a devolver a la Comunidad foral", ha asegurado.

Al finalizar el año 2016 sin haber actualizado el quinquenio 2015-2019, Navarra ha efectuado el ingreso total con arreglo a la última aportación líquida provisional fijada tal y como se establece en el artículo 63.2 de la Ley del Convenio Económico. No obstante, cabe recordar que, según el mismo artículo de la Ley del Convenio Económico, los pagos así efectuados tendrán el carácter "a cuenta", debiendo practicarse la liquidación e ingreso de las diferencias que pudieran existir a favor de una u otra Administración tan pronto como sea conocida la aportación líquida correspondiente al ejercicio de que se trate.

El consejero ha reconocido "discrepancias" con el Estado en este último pago, ya que desde el Gobierno central se "mantiene que se tendría que aplicar la liquidación provisional todo el año", de forma que el cuarto pago debe ser igual a los otros tres realizados, esto es 153 millones.

En este sentido, Aranburu ha señalado que "cuando lleguemos a un acuerdo definitivo sobre la aportación económica del año base del quinquenio 2015, se procederá a regularizar tanto la del 2015 como la del 2016".

"No estamos jugando con el dinero de los contribuyentes, creemos que el sistema provisional que viene aplicándose desde 2010 ha hecho que suba de forma descontrolada al aportación", ha afirmado Aranburu que ha cifrado esa "provisionalidad" en 100 millones de euros los que el Gobierno de Navarra habría pagado de más en este periodo. "Lo que no es justo es que siga perjudicando a la Hacienda Foral en los años en los que no se ha acordado la aportación", ha agregado.

El consejero Aranburu ha considerado que Navarra "mantiene su firme compromiso con la negociación" y ha expresado su deseo de que "se agilice con el Estado la actualización del quinquenio 2015-2019 y se proceda a la liquidación definitiva tanto del año 2015 como de 2016". "No en vano, la provisionalidad en el establecimiento de la aportación perjudica principalmente a Navarra dado el peso específico que representa en el Presupuesto de la Comunidad Foral", ha manifestado en la rueda de prensa ofrecida este mediodía.

Al respecto, ha remarcado que 2016 ha sido un año "en el que no hemos tenido casi respuesta porque el Gobierno estaba en funciones" y en el actual "se ha producido un cambio importante en todo el organigrama de nuestros interlocutores", de forma que "no hemos podido avanzar". Aun así, ha confirmado "la voluntad" del Estado "de iniciar rápidamente las negociaciones a la vuelta de Navidad".

Vía: Noticias de Navarra

Comentarios