Sobre el abastecimiento de agua en La Ribera









La plataforma URBIZI. Red en defensa de los ríos ( antes URA Nueva cultura del agua en Navarra) ha presentado al Gobierno de Navarra un documento para que se incluya en el proceso de participación que se ha abierto en torno al abastecimiento de agua en la Ribera
El Gobierno presentó recientemente un informe en el que se optaba por abastecer a la Ribera desde el canal de Navarra. URBIZI propone una alternativa sin necesidad de utilizar el Canal de Navarra, basada en la utilización y diversificación de fuentes de agua próximas,  en la transferencia de derechos de uso de agua de la agricultura al abastecimiento, así como en la  promoción del uso responsable del agua mediante la recuperación de costes y gestión de la demanda.
El Gobierno de Navarra ha anunciado su propuesta de llevar el Canal de Navarra al otro lado del Ebro. Entre los documentos que justifican esta decisión destaca el Informe ABASTECIMIENTO DE AGUA PARA USO URBANO E INDUSTRIAL EN LA RIBERA DE NAVARRA (en adelante IARN) que opta por la alternativa de traer agua de Itoiz para el abastecimiento de la Ribera. Presentamos este escrito en el marco del proceso de participación para proponer otra alternativa para el abastecimiento de la Ribera.
Los criterios en los que se basa nuestra propuesta son los de la Directiva Marco del Agua (DMA), que pretende romper con las tradicionales políticas de oferta, basadas en grandes obras hidráulicas fuertemente subvencionadas con fondos públicos. La DMA promueve otra forma de gestión del agua fundamentada en la conservación y mejora de los ecosistemas acuáticos, en la gestión de la demanda, en la recuperación de costes y en la participación pública.
Estamos de acuerdo con buena parte del diagnóstico que hace el IARN, pero discrepamos en las cuestiones siguientes:
-          Por una parte, las previsiones de consumo industrial son excesivamente elevadas, un 100% en 10 años, y sin  la suficiente justificación ya que no se aportan los datos de la encuesta realizada.
-          Por otra, el IARN no ha considerado la posibilidad de transferir agua del riego al abastecimiento, lo que posibilitaría ampliar la capacidad de las fuentes de calidad ya existentes Moncayo/Queiles y Embalse Ferial/Yesa, sin precisar de grandes inversiones en infraestructuras.
-          Por último, se prioriza una alternativa que prescinde de los actuales abastecimientos de Moncayo/Queiles, lo que implica una pérdida de un recurso cercano de agua de buena calidad.
Desde URBIZI proponemos una alternativa basada, por una parte en la gestión de la demanda y la promoción de un uso responsable del agua, lo que repercute en una previsión de consumos más mesurada. Por otra parte en una diversificación de las fuentes cercanas  de  abastecimiento (Queiles/ Moncayo, Ferial/Yesa), mantenimiento de los pozos y de otras fuentes usadas por la industria, así como aguas del Ebro de invierno.
Todo parece indicar que la decisión de llevar las aguas de Itoiz a la Ribera ya está tomada y no porque sea la mejor alternativa, sino por otras razones que el propio gobierno reconoce cuando habla de “un ejercicio de responsabilidad política…”…… “tener en cuenta la optimización de la infraestructura ya construida.”… “una solución viable para Itoiz-Canal”.
Con este escrito pretendemos explicar que hay otras formas de gestión del agua más racionales y sostenibles que las costosas obras hidráulicas. Aunque nuestra propuesta de alternativa no termine prosperando, insistimos en que se den a conocer los estudios que justifican las elevadas previsiones de consumos industriales y también en que se mantengan las fuentes de agua de calidad de que dispone la Ribera.
Por último, planteamos la necesidad de una evaluación política, económica, ambiental y social del megaproyecto Itoiz/Canal de Navarra, especialmente de su Primera Fase, para no volver a cometer los mismos errores.

ARIZ

Comentarios