viernes, 21 de agosto de 2020

Alerta roja: el Gobierno foral 'confinará' de nuevo a las residencias









La crisis sanitaria a causa del COVID19 vuelve a repuntar y este hecho ha conllevado que el Gobierno de Navarra ha estado preparando en el día de hoy una nueva hoja de ruta que pasa por prohibir las entradas y salidas en las residencias.

El Ejecutivo foral ya activó hace unos días un protocolo para escalonar las visitas y reforzar las medidas sanitarias ante las salidas de los residentes. Tal y como ha podido saber e-Ribera.com, el Gobierno foral anunciará en las próximas horas que prohíbe las salidas de los usuarios de las residencias a su domicilio familiar. Y es probable que los próximos días, si la situación sanitaria no remite, las visitas también se prohíban.

Curso escolar

El Gobierno que lidera María Chivite también está pendiente de diseñar cómo será el comienzo del curso escolar.  Fuentes cercanas al Ejecutivo aseguran que existe cierta preocupación por la estrategia del consejero Carlos Gimeno, que quiere a toda costa que arranque el curso escolar en modo presencial y ni siquiera parece contemplar otras posibilidades.

Gimeno ha anunciado hoy que e curso arrancará con unas clases presenciales que se impartirán en horario continuo. Al menos el de San Adrián parece haber contentado a parte del 'claustro educativo navarro' al anunciar que el Gobierno foral contratará a 666 profesores extra y 183 cuidadores del comedor, amén de reforzar el servicio de limpieza en todos los colegios.

¿Educación?

LAB ha lamentado que "en Navarra no se plantea la posibilidad de realizar test PCR en las escuelas. Ésta fue una de las primeras reivindicaciones que hicimos desde LAB, la cual mantenemos a día de hoy: PCR para toda la comunidad educativa".

El sindicato protesta también porque los recursos no vayan destinados "a implantar las estrategias pedagógicas que requiere el momento actual. Además, estamos convencidos de que la inversión en recursos tecnológicos sin planificación pedagógica previa puede llevarnos a cometer errores del pasado tales como los sufridos con las pizarras digitales".

Por último denuncian que "el Departamento ha elaborado este plan de contingencia: tarde, sin escuchar a todas las partes y sin negociación alguna. Recordemos que el Departamento ha excluido de sus conversaciones al personal no docente, a estudiantes y a las y los trabajadores de la red concertada".

No hay comentarios:

Publicar un comentario