domingo, 12 de julio de 2020

Mirada estatal del 12J: triunfo nacionalista; luces y sombras para Casado y Sánchez; y debacle de Iglesias






El 12J en el Cantábrico ha dado alegrías para el nacionalismo vasco y gallego: el BNG se dispara hasta la segunda plaza tras la buena campaña de Ana Pontón y la recuperación del histórico partido tras la fuga que provocaron el portazo de Beirás y el nacimiento de las mareas moradas. Y en Euskadi la suma del PNV y EH Bildu está en máximos históricos. Ambas fuerzas suman 52 escaños de los 75 posibles. Es evidente que, guste en Madrid o no, España no es solo Castilla, Andalucía y olé.

Entre las fuerzas estatales existen luces y sombras: Casado se felicita por el triunfo de Feijóo, pero es cierto que tendrá difícil capitalizar la victoria a nivel estatal por el perfil propio del barón gallego; el líder de la oposición estatal, eso sí, ve que su experimento vasco es un desastre porque el PP consigue los peores números de su historia y además 'regala' dos escaños a Cs.

Dulzor y amargor también para Sánchez, que ve que su delfín gallego Gonzalo Caballero logra unos números decepcionantes tras el sorpasso del BNG. Aunque al menos su pacto de sangre con el PNV seguirá en pie y el PSE seguirá en el Gobierno.

Abascal también celebra que Vox tendrá voz en un Parlamento emblemático como el vasco, pero se queda fuera de nuevo en Galicia. Arrimadas por su parte saca rédito a pactar con el PP en Euskadi y se queda muy lejos de obtener escaño en la tierra de Feijóo, que se negó a pactar con los naranjas.

El que no tiene nada que celebrar es Pablo Iglesias: Galicia en Común se queda fuera del Parlamento gallego, el electorado ha castigado la inestabilidad de la suma de Podemos, Anova y mareas. Cierto es que a IU le costaba horrores conseguir escaño en esta tierra porque el mínimo necesario para obtener escaño es del 5%.

Pero este hecho no tapa que el que fue granero de Iglesias en 2015 ahora se ha convertido en un lunar para un partido que forma parte del Gobierno estatal. Podemos ha perdido la mitad de sus escaños en Euskadi y al menos supera en votos al pacto PP-Cs.

Ganadores

Feijóo, con su cuarta mayoría; el PNV, que previsiblemente gobernará cómodo; EH Bildu, que bate el récord histórico de la izquierda abetzale y está en condiciones de liderar un utópico tripartito rojo; y el BNG, que resucita gracias al desplome morado.

Regulares

No eran las elecciones propicias para Vox y Ciudadanos. Pero el partido de Abascal consigue un estimulante escaño por Euskadi, pero en Galicia se queda lejos del diputado. Cs saca rédito del pacto con Casado y 'se queda' dos de los cinco escaños de la lista liderada por Iturgaiz. Este hecho es empañado por el discreto resultado de los de Arrimadas en Galicia.

Perdedores

Pierde Iglesias, fuera del Parlamento gallego y decepcionantes números en Euskadi; el PSOE, desastre en Galicia y estancado en Euskadi; y Pablo Casado, al que Feijóo ha enseñado el camino del centro. Y es que el PP logra sus peores números históricos en el País Vasco con un candidato aznarista como Iturgaiz, rescatado para tirar por la borda a Alfonso Alonso.