Pamplona estrena reglas para la circulación de bicis, que deben bajar a la calzada







Las bicicletas son, hace mucho tiempo ya, buenas compañeras para muchos pamploneses y pamplonesas en sus desplazamientos por la capital navarra y sus alrededores. Un medio de transporte no contaminante y que fomenta una vida activa y saludable. Pero como cualquier otro vehículo, las bicicletas tienen establecidas sus normas de circulación en la Ordenanza de Movilidad de la Ciudad de Pamplona, en vigor desde el pasado 2 de agosto, y que se van aplicando en las calles de forma paulatina.

La nueva norma trata de integrar a la bicicleta en la circulación urbana, por medio de su inclusión en la calzada, siguiendo las normas generales de circulación, aplicables a cualquier otro vehículo.

Sin embargo, la norma obliga a las bicicletas a descender de las aceras, como lo hacía la normativa anterior, pero esta vez parece que con una mayor aplicación que la de los últimos años. La Ordenanza establece que “como norma general queda prohibida la circulación de bicicletas por las aceras”, salvo para los menores de 14 años y los adultos que acompañen a estos menores, o en casos excepcionales en los que tengan que circular por las aceras.

En estos dos primeros meses desde la entrada en vigor, el equipo de Gobierno de Navarra Suma ya ha anunciado que en tres puntos de la ciudad (Beloso, Labrit y Avenida de Navarra) se crearán excepciones para proteger a los ciclistas de los vehículos a motor, en subidas pronunciadas. Otro de los anuncios del equipo de Gobierno de la coalición de derecha, es la adaptación del texto para que también los mayores de 60 años puedan circular por las aceras como los menores de 14, punto por el cual argumentaron su abstención en la aprobación del texto final durante la pasada legislatura.

ACOGIDAEl recibimiento a la nueva ordenanza entre los colectivos ciclistas no ha sido unánime. La nueva normativa se instala en la división de opiniones entre quienes defienden una integración total en la calzada junto a los coches, y quienes ven mejor una circulación más protegida por medio de carriles bici.

La entrada en vigor del texto deja a la capital navarra sin gran parte de las aceras ciclables (señalizadas con pintura) y que hasta ahora eran utilizadas como enlaces entre carriles bici. El nuevo plan Pamplona Ciudad 30,que complementa la ordenanza ypor el que la gran mayoría de calles de la ciudad están se reducirán a 30 km/h, pretende adecuar la calzada para las bicicletas en busca de una integración de todos los vehículos en una ciudad con un tráfico más calmado.




POR EL CENTRO DE LA VÍA

Por el centro. El nuevo texto establece que las bicis circularán por el centro del carril, preferentemente por el derecho, aunque podrán elegir cualquiera de los carriles por las características de la vía o cuando giren a la izquierda. No podrán circular por el carril bus y podrán hacerlo en paralelo o en columna de dos en dos.

Seguridad. Con la circulación por el centro del carril se pretende aumentar la visibilidad de los ciclistas y reducir el riesgo de accidente en cruces o por la apertura de alguna de las puertas de los vehículos aparcados en los extremos de las calles. Las bicicletas deberán respetar en todo momento la señalización general y la normativa de tráfico y seguridad vial.

Sin hostigamientos. Todos los vehículos a motor que circulen detrás de un ciclista deberán adaptar su velocidad, intentar rebasarlo siguiendo las normas detalladas y, en ningún caso, podrán hostigar a las bicicletas.

Silletas y carros. Las personas mayores de edad podrán transportar a otras personas, y mercancías en ciclos, siguiendo las instrucciones de seguridad, especiales en el caso de si transportan menores de edad. También podrán utilizar remolques, semirremolques, silletas u otros elementos, debidamente homologados, para el transporte de personas o carga.

Uso del casco. El uso del casco es obligatorio para las personas menores de 16 años en vías urbanas y para todas las personas cuando circulen por vías interurbanas.

Ciclo calles. El texto prevé la creación de ciclo calles, con un límite de velocidad de 30 km/h y un carril en cada sentido. Si existiera más de un carril por sentido podrán habilitarse ciclo carriles por donde circularán las bicicletas.

distancia

1,5 m

Todos los vehículos motorizados que quieran adelantar a una bicicleta deberán dejar 1,5 metros de distancia de seguridad. Cuando adelanten deberán cambiar de carril de circulación y cuando la vía tenga un único carril no podrán adelantar a la bicicleta.

Las 3 primeras excepciones a la ordenanza de movilidad

Cuesta de Labrit

Subida al Casco Viejo. Promovido por el vecindario de la Txantrea, el ayuntamiento adaptará la acera derecha para la subida de ciclistas, con el fin de evitar que los vehículos que circulan a 50 km/h pongan en riesgo a las bicis, que lo hacen a una velocidad mucho menor. La medida deberá ser señalizada al comienzo de la cuesta y el tránsito peatonal (de subida y bajada) se realizará por la acera contraria.

Avenida de Navarra

En San Jorge. En la avenida de Navarra, a su paso por el barrio de San Jorge, el Ayuntamiento pretende llevar a cabo una medida similar a la prevista en Labrit. En la subida los ciclos circularán por una acera y los peatones (subida y bajada) por la contraria. Estas modificaciones están previstas solamente para la subida, por lo que las bicicletas deberán descender estas cuestas por la calzada.

Cuesta de Beloso

Convivencia. En Beloso la solución se antojaba diferente de inicio, pues la existencia de una sola acera complicaba imitar el modelo de Labrit. Tras estudiar otros diseños, incluso derivar a las bicicletas por La Magdalena, se creará una acera de convivencia en la cuesta, sin variar el modelo actual. En Beloso se instalará una señal especial que recuerde la prioridad peatonal en la acera y un máximo de 10 km/h.

CÓMO CRUZAR LOS PASOS DE CEBRA

Con carril bici

Sin pie a tierra. Una de las principales modificaciones de la nueva ordenanza está en que cuando una bicicleta se aproxime, por medio de un carril bici, a un paso de cebra con paso específico para ciclistas, deberá cruzarlo sin detenerse ni poner un pie en el suelo. Eso sí, antes de cruzar deberá asegurarse de que es vista por los vehículos que se aproximen para cruzar con seguridad.

Sin carril bici

Con pie a tierra. Cuando la bicicleta se aproxime a un paso de cebra en el que no exista un paso específico para bicicletas deberá traspasarlo como si fuera un peatón. Esto es, deberá detenerse, descender de la bicicleta y cruzar caminando. Esta regla se aplica también para los vehículos de movilidad personal.

Parques y paseos

Preferencias. En estos espacios la preferencia será siempre para los peatones. La bicicletas, ciclos, y también los vehículos para personas con movilidad reducida deberán respetarla siempre, adaptarán su velocidad y dejarán al menos 1,5 metros de distancia al rebasar a los peatones. Cuando por una gran acumulación de gente no puedan mantener esa distancia deberán bajarse y continuar a pie.

Semáforos

Específicos. La ordenanza prevé la implantación de semáforos (previo informe) específicos para bicicletas. Tendrán una luz amarilla intermitente con la silueta de una bicicleta que indicará que los ciclos podrán rebasar ese cruce el semáforo sin detenerse, asegurándose que no supone un peligro.

Saltarse un semáforo (200 EUROS)

Si un ciclista no se detiene en un semáforo en rojo (y no tiene un semáforo específico para ciclos) la sanción parte de 200 euros, igual que para el resto de vehículos.

Conducir utilizando auriculares o hablando por teléfono (200 EUROS)


Si el ciclista circula utilizando un teléfono móvil una sanción de 200 euros y la pérdida de tres puntos.

Circular por la acera (60 EUROS)


La circulación por la acera se considera también una sanción leve (200 €), aunque el agente puede interpretarlo y aplicar un castigo de 60 € (reducida al 50% en pronto pago).

Vía: Noticias de Navarra.

Comentarios