2018: el año de la tala de pinos en Fitero








Informaba hace algunos meses Diario de Navarra que en Fitero se talarán 242 hectáreas de pino en 2018 tras haberse cortado 62 entre los años 2014 y 2015. Esta política medioambiental, similar a la que se ha dispuesto en las zonas tudelanas de Barcelosa y Canraso, estará llevada a cabo por la empresa Sumurfit Kappa Navarra, que fue adjudicataria en 2014 del contrato de la gestión de pinares en 17 localidades riberas, pagándose por el mismo casi 600.000 euros de los que según Gobierno de Navarra repercutirá en las arcas municipales de las diversas localidades el 75% del montante.

Las labores se realizan bajo el control del departamento medioambiental de Gobierno de Navarra. El gerente de Eder Abel Casado explicó en el mismo medio las razones de estas prácticas: "Hay unas de limpieza para dejar más espacio y que puedan crecer mejor los pinos. Otra es la de prevención de riesgo de incendios realizando cortafuegos, y la tercera es la devolución al estado ambiental original de algunas zonas. Esta es esteparia y resulta impactante, pero todo bajo un riguroso control de Medio Ambiente".

Eduardo Navascués, de Ecologistas en acción, explicó en Noticias de Navarra su punto de vista: "Las nefastas reforestaciones hechas desde los 60 destrozaron hábitats propios y representativos de esta zona como son los hábitats esteparios. Se sustituyó la vegetación y su fauna por un monocultivo de pino carrasco que no se puede catalogar como un bosque natural con valor de conservación a nivel europeo. A su vez y pese a defender frenar los procesos erosivos la plantación de pino carrasco en las laderas por medio de terrazas no ha hecho sino colaborar en la pérdida de la vegetación de cubierta y facilitar la erosión (...) Estos pinos fueron plantados hace unos 25 años muy juntos atendiendo a una mentalidad dominante del lobby forestal. Hoy los criterios han cambiado y los ingenieros forestales se dejan asesorar por los biólogos ambientalistas, dándose ahora mucho más valor a esas zonas esteparias. Una actuación similar ha habido en el ZEC de Ablitas donde se han eliminado masas de pino carrasco de repoblación, y el resultado es muy positivo. Debemos preservar nuestras zonas esteparias no permitiendo que esas zonas evolucionen a zonas de matorral".

Pablo Manzano, en la revista El Ecologista, explicaba también que "muchos ingenieros de montes justifican la elección de estas especies de rápido crecimiento porque cuanto más pronto se forme el bosque antes se evita la erosión del suelo. Pero los pinos aumentan la acidez del suelo, alteran la dinámica natural del mismo e impiden el establecimiento de matorrales debajo de ellos. Los eucaliptos de Aracena citados al comienzo, originarios de Australia, son un ejemplo aún más dramático. La técnica más común para realizar repoblaciones, con el uso de maquinaria pesada que levanta, voltea y apelmaza el suelo, agrava aún más la degradación del suelo e incrementa su erosión".

Ecologistas en acción ya exigía en 2009 una nueva política medioambiental: "Exigimos un replanteamiento de la gestión forestal de los montes, modificando paulatinamente las masas repobladas de pinar y eucaliptos hacia las formaciones autóctonas, ya que buena parte de los grandes incendios forestales se han debido a sucesivas reforestaciones con especies pirófitas, fundamentalmente pinos y eucaliptos que favorecen los grandes incendios. Ecologistas en Acción denuncia que buena parte de los grandes incendios (más de 500 hectáreas) del presente año se han producido sobre zonas de pinar repoblado o sobre zonas de matorral evolucionadas en áreas ya reiteradamente incendiadas. Mientras que rara vez se produce un gran incendio en bosques maduros autóctonos, concretamente este año sólo se ha producido uno en Cabañeros y ha sido provocado. Esto se debe a que las quercíneas resisten mejor el avance del fuego, ayudan a extinguirlo, y, a la vez, se regeneran mejor del fuego. Mientras que los pinares alimentan al fuego con la resina de los árboles y, además no rebrotan, por lo que tras un incendio en un pinar sólo rebrota matorral".

AFI

Comentarios