Tudela cumplirá la Ley de Memoria Histórica pese a las intenciones de UPN y PP










Tal y como informa Noticias de Navarra, el Ayuntamiento de Tudela sigue firme en su propósito de cumplir con la Ley de Memoria Histórica y anteayer con once de los doce votos del equipo de gobierno (I-E, PSN -faltó Silvia Cepas- y Tudela Puede) y el de la CUP rechazaron en un pleno extraordinario la moción que pedía suspender el cambio de los nombres de 49 calles del Barrio de Lourdes de muertos en el bando nacional.

La propuesta presentada por el concejal no adscrito José Ignacio Martínez solicitaba que se aplazara “la ejecutividad del cambio de denominación de las calles hasta el día después de la celebración de una consulta popular o hasta que el rechazo de la misma sea firme jurídicamente”. Asimismo, en la misma se acusaba al equipo de gobierno de “no querer conocer la opinión de los vecinos de Tudela de la forma más fiel posible que se puede hacer en democracia, y esta forma es el voto”. Cabe recordar que, tras aprobarse en el pleno del 20 de julio el cambio de denominación de las 49 calles, un grupo de vecinos del Barrio de Lourdes inició una recogida de firmas para pedir la convocatoria de una consulta popular.

Desde el PSN, José Ángel Andrés defendió su postura contraria al asegurar que “no podemos suspender algo que creíamos que había que hacer” y recordó que había que cambiar el nombre a las 49 calles del Barrio de Lourdes “no solo por motivos de legalidad sino también por razones políticas y éticas. Para recordar, reconocer y reparar a los asesinados del Golpe de Estado del 36 y a las víctimas de la represalia franquista”.

Desde I-E, la concejala Marisa Marqués apuntó que “no procede abrir un debate expresamente abordado tanto en pleno como en asambleas vecinales” y aseguró que su formación siempre ha apostado por “escuchar a la ciudadanía” y “realizar las consultas que sean pertinentes”. Pero recordó a los partidos que defienden la consulta popular que no tiene sentido hacerla porque la ley dice que “en ningún caso podrá someterse a consulta popular local un asunto cuando alguna de las cuestiones a escoger resulte contraria al ordenamiento jurídico. Asimismo, la consulta no podrá menoscabar las facultades de decisión que corresponden a los órganos representativos del municipio. No obstante, realizaremos todas las gestiones que legalmente debamos cumplir ante la demanda de la consulta”.

Por su parte, el edil de la CUP, Gustavo Gil, indicó que “no es pertinente la consulta” y añadió que “votamos a favor del cambio de nombre de las calles y lo haremos continuamente”.

EN CONTRA UPN, PPN y el concejal no adscrito a ningún grupo votaron a favor de suspender la ejecutividad del cambio de denominación de las 49 calles. El portavoz de los populares, José Suárez, se mostró muy crítico al manifestar que la petición de los vecinos de realizar una consulta popular es el resultado del “fracaso” de un proceso que “no ha sido adecuado ni acertado. Los vecinos no se han sentido escuchados, no se han sentido entendidos, pero, sobre todo, no han tenido posibilidad de negociación, de consenso, de búsqueda y participación, en soluciones intermedias, que las hay”. La portavoz regionalista, Natalia Castro, justificó su apoyo a la moción porque “entiendo que ni siquiera el acuerdo del pleno del 20 de julio es firme y, por supuesto, no provoca ningún perjuicio irreparable suspender el proceso y además es lo prudente”. Por su parte, el edil no adscrito incidió en que los vecinos tienen “todo el derecho del mundo, amparados por la ley a realizar una consulta popular. No hemos dicho nunca de incumplir la ley”.

Por otra parte, lo que sí acordó el Ayuntamiento, con los votos del equipo de gobierno y la CUP, es modificar el nombre asignado en un principio a 5 de las 49 calles que cambiarán de denominación. De esta forma, las calles Esteban Álava Garasa, Francisco Sarasa Morán, Cecilio García Benito, Lucio Bordonaba Bordonaba y Perfecto Malo Munilla pasarán a llamarse Fuente de los Angelotes, Fuente de la Salud, Moncayo, El Bocal y La Fuente, respectivamente, en lugar de Dorondón, Regadores, Aljibe, Fijo de la Badina y Las Fuentes como se aprobó en el pleno municipal anterior celebrado el pasado 20 de julio.

Comentarios