El Gobierno de Navarra creará más de 350 puestos de trabajo "verdes"





El Gobierno de Navarra calcula que la implantación del Plan de Residuos 2017-2027 puede crear más de 350 puestos de trabajo, un empleo “verde y de proximidad”, destacó ayer la consejera de Medio Ambiente, Isabel Elizalde, que compareció tras el consejo de Gobierno para dar cuenta de la próxima salida a información pública de un plan en el que su departamento lleva trabajando prácticamente desde que tomó posesión. En el proceso participativo desarrollado en los últimos cuatro meses han concurrido 575 personas y se han recibido más de 2.000 aportaciones al borrador inicial.

Elizalde aseguró que el eje del plan es el “consenso” y lo definió como un plan “integral” , dirigido tanto a la prevención como a la gestión de los residuos. La consejera deseó que el resultado final sea “una referencia” en prevención de residuos que además impulse la reutilización y el reciclaje, genere “empleo verde” y “racionalice la gestión y los costes del proceso”. Se basa en los principios de la “economía circular” y pretende una mejora sustancial del actual marco de gestión de los residuos, propone un camino hacia un nuevo modelo de economía y aspira a cambiar la mentalidad de la ciudadanía sobre los residuos, pensando en ellos como recursos.

EL CALENDARIO El documento se dará a conocer el 2 de septiembre, cuando se publicará en el Boletín Oficial de Navarra. Ese mismo día se abrirá el plazo de 45 días de exposición pública y presentación de alegaciones. Paralelamente, se desarrollará una jornada de presentación dirigida a todos los agentes que han participado en el proceso, que estará abierta al público en general. Una vez concluida la exposición pública, el Gobierno resolverá las alegaciones que se presenten y aprobará el plan definitivo antes de finales de año.

En concreto, se someterán a exposición pública dos documentos. Por un lado el propio Plan de Residuos de Navarra 2017-2027, que incluye el programa de prevención y el de gestión, el informe sobre el proceso de participación y el documento resumen ejecutivo; y por otro lado el estudio ambiental estratégico.

La consejera adelantó que el documento mantiene la idea inicial de no contemplar la incineración de los residuos ya que el reciclaje “genera diez veces más empleo que destinos como el vertido, según demuestran distintos estudios internacionales”. Así, cifró en más de 350 puestos de trabajo los que se podrían llegar a crear, entre recogida selectiva, preparación para la reutilización y reciclado.

Elizalde recordó que la elaboración de un nuevo Plan de Residuos es uno de los puntos del acuerdo programático de los cuatro partidos que sustentan al Gobierno de Navarra. Además, especifica el compromiso de realizar un proceso participativo de la sociedad civil y de los agentes implicados, tratando de establecer las mejores técnicas para el tratamiento de cada una de las fracciones, todo ello teniendo en cuenta el punto de vista económico, social y medioambiental y aplicando los principios de la economía circular.

EL PROCESO El proceso de participación pública se llevó a cabo entre febrero y junio con la participación de 575 personas en representación de 65 entidades locales, 38 colectivos e instituciones, 15 mancomunidades, 27 empresas y 40 particulares. Para ello se celebraron 22 reuniones comarcales y otras seis temáticas. Además, el borrador recibió más de dos mil aportaciones tanto en las reuniones como directamente en el Portal de Transparencia.

Comentarios